“Ojos que se niegan a ver”: entrevista al bombero, Miguel Roldán

“Estamos en una sociedad de ojos que se niegan a ver y corazones que se niegan a amar”

El bombero español Miguel Roldán se enfrenta hasta 20 años de cárcel por ayudar a rescatar a los refugiados desesperados que de otra manera se habrían ahogado en el mar Mediterráneo.

Miguel intervino ayer en el mitin inaugural de Marxism 2019 — las jornadas en Londres del Socialist Workers Party, nuestra organización hermana– con una calurosa acogida.

Horas antes habló con Nick Clark del Socialist Worker acerca de por qué los estados van a la guerra contra la gente migrante y qué podemos hacer al respecto.

SW: ¿Qué te llevó a ser voluntario para ayudar a los refugiados?

Me convertí en bombero porque quería comprometerme con la gente. Lo más satisfactorio que puedo hacer es rescatar a alguien en peligro.

Me ofrecí como voluntario en los campamentos de refugiados en Lesbos en Grecia en 2016, en barcos que rescatan a refugiados que cruzan el mar Egeo desde Turquía. Después de que la ruta de Lesbos se volviera más restringida debido a un acuerdo entre la Unión Europea y Turquía, la ruta principal para los refugiados se hizo a través del Mediterráneo desde Libia.

La gente que conocía de Lesbos me envió imágenes de lo que había comenzado a suceder en masa en el Mediterráneo. Si lo que estaba sucediendo en Lesbos era dramático, lo que sucedía en la ruta desde Libia era diez veces peor.

Lo que está sucediendo en la ruta libia es que, de manera bastante deliberada y literal, los gobiernos europeos están dejando que mueran decenas de miles de personas.

Hoy incluso les están negando el derecho a la ayuda humanitaria. Los barcos de rescate no solo están siendo obstaculizados y bloqueados, sino que también están colocando buques militares en el Mediterráneo con el objetivo deliberado de devolver a los refugiados a Libia.

Saben que Libia no es un lugar seguro para devolverlos, pero ellos los devuelven. Hay declaraciones de testigos y registros de personas que dicen que preferirían morir antes que regresar a Libia.

Estamos en una sociedad de ojos que se niegan a ver y corazones que se niegan a amar. Si no hubiera ONG y barcos de rescate tratando de ayudar a estas personas y dar testimonio, nadie sabría nada al respecto.

SW: Cuando fuiste a ayudar, ¿sabías que corrías el riesgo de ser arrestado e ir a prisión?

Cuando tomas la decisión de unirte a un barco de rescate, dejas de lado cualquier idea del riesgo que corres.

Pero quiero dejar claro que en cada situación en la que estábamos, siempre seguimos el derecho internacional y las reglas del mar: respetamos las normas. Nunca hicimos nada que fuera ilegal bajo ninguna ley.

Tenemos que esperar permiso para rescatar a alguien. Hemos seguido las reglas en la medida en que hemos tenido que sentarnos y ver morir a las personas.

SW: Si los gobiernos saben a qué se enfrenta la gente en Libia, ¿por qué siguen enviando gente allí?

En mi opinión, lo único que preocupa a la sociedad capitalista y los gobiernos capitalistas es el dinero y las ganancias, con exclusión de cualquier consideración de los seres humanos.

Cuando el dinero precede a la humanidad, no es posible argumentar razonablemente contra esa lógica.

Los países ricos están estafando a los países pobres por sus recursos naturales. Crean un mundo que produce guerras y hambrunas , que matan a millones. Y cuando han hecho esto, las personas privadas de sus medios para vivir, eliminan incluso la posibilidad de rescatarlos cuando huyen.

Les robamos y los empobrecemos, luego los dejamos morir cuando intentan llegar a Europa. Cuando intentan escapar de su situación, los condenamos a muerte.

Siempre digo que, tarde o temprano, habrá un reembolso por todo lo que estamos haciendo.

Cuando observas momentos históricos como el período de los nazis, la gente se rasca la cabeza y se pregunta cómo se permitió que eso sucediera. Creo que en el futuro la gente mirará hacia atrás y preguntará cómo permitimos lo que está sucediendo en el Mediterráneo ahora.

SW: Pero también hay personas como tú que quieren ayudar a los refugiados. ¿Has tenido mucho apoyo?

Me siento apoyado, he tenido mucho apoyo para la situación en la que me encuentro. Pero creo que el problema es que las personas que me apoyan están en minoría.

Pero las personas pueden activarse y motivarse para cambiar. Y esa es mi esperanza.

SW: ¿Qué pueden hacer las personas que quieren ayudar a los refugiados para cambiar la situación?

Tenemos que sacar una visión alternativa de lo que es posible. En un espíritu de diálogo, tenemos que presentar una visión de un mundo diferente.

Tenemos que cambiar la forma en que la gente piensa, pero de una manera que respeta de dónde viene la gente. Tenemos que convencer a la gente de que hay una perspectiva diferente disponible.

SW: ¿Y qué podemos hacer con respecto a los gobiernos que están tratando de hacer que los refugiados regresen a Libia?

Me gustaría llevar al ministro del interior italiano Matteo Salvini conmigo en un barco de rescate durante 24 horas solo para ver la situación real, las consecuencias de sus políticas. Estoy convencido de que cambiaría de opinión.

Tenemos que actuar ahora. No se trata de planes a largo, corto o mediano plazo. Estamos en una situación en la que se deben tomar medidas, ahora en este momento, para cambiar este mundo de la manera en que lo es.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s