Rosa Luxemburg

Tony Cliff

Este texto, publicado por primera vez en 1959, intenta rescatar esta revolucionaria de sus atacantes, así como de algunos de sus defensores. En esa época, el marxismo se presentaba normalmente como una u otra forma de ortodoxia, principalmente el estalinismo, que acusaba a Luxemburg de diferentes pecados. Por otro lado, una minoría, aceptando el mito de su “espontaneísmo”, buscó en Luxemburg una alternativa a la propia idea de organización revolucionaria.

Cliff escribió sobre Luxemburg para subrayar la centralidad de la autoemancipación, de la liberación humana, en su obra, así como en el conjunto del marxismo revolucionario.

Introducciones y notas
Capítulo 1: Esbozo Biográfico
Capítulo 2: Reforma social o revolución
Capítulo 3: Huelgas de masas y revolución
Capítulo 4: La lucha contra el imperialismo y la guerra
Capítulo 5: Partido y clase
Capítulo 6: Rosa Luxemburg y la cuestión nacional
Capítulo 7: La crítica de Rosa Luxemburg a los bolcheviques en el poder
Capítulo 8: La acumulación de capital
Capítulo 9: El lugar de Rosa Luxemburg en la historia


Introducción a la segunda edición en castellano

Ahora, en el 80º aniversario del estallido de la revolución alemana, y casi 80 años después del asesinato de Rosa Luxemburg, ésta sigue siendo una figura clave, pero poco conocida, de la historia del movimiento revolucionario.

En la primer edición en inglés, el autor comentó que “pocos de sus escritos han sido traducidos.” Ahora, casi 40 años más tarde, se pueden leer obras de Rosa Luxemburg en castellano. No obstante, esto sólo sucede en el caso de sus escritos más conocidos, como ¿Reformismo o revolución? y Huelga de masas, partido y sindicatos . Los muchos artículos donde iba desarrollando sus posiciones todavía son desconocidos en inglés y aún más en castellano. Seguir leyendo Rosa Luxemburg

Capítulo 9: El lugar de Rosa Luxemburg en la historia

Capítulo 8 |

Franz Mehring, el biógrafo de Marx, no exageraba cuando llamaba a Rosa el mejor cerebro después de Marx. Pero ella no sólo aportó su cerebro al movimiento de la clase trabajadora: dio todo lo que tenía -su corazón, su pasión, su fuerte voluntad, su vida misma-.

Rosa fue, sobre todo, una socialista revolucionaria. Y entre los grandes líderes y maestros socialistas revolucionarios tiene un lugar histórico propio. Seguir leyendo Capítulo 9: El lugar de Rosa Luxemburg en la historia

Capítulo 8: La acumulación de capital

Capítulo 7 | Capítulo 9

Desde 1906 a 1913, Rosa dictó la cátedra de economía política en una escuela de activistas del Partido Social Demócrata Alemán. Mientras, preparaba un libro sobre economía marxista titulado Introducción a la economía política . Cuando estaba por concluir el primer borrador se encontró con una dificultad inesperada: “No conseguí describir con suficiente claridad el proceso total de la producción capitalista, en todas sus relaciones prácticas y con sus limitaciones históricas objetivas. Un examen más atento del tema me convenció de que era algo más que una cuestión de mero arte de representación y que un problema aguardaba ser resuelto; éste estaba relacionado con la materia teórica del volumen II de El Capital y al mismo tiempo estrechamente ligado a la actual política imperialista y a sus raíces económicas”. De este modo, Rosa llegó a escribir su mayor obra teórica, La acumulación de capital. Una contribución a una explicación económica del imperialismo (Berlín, 1913). El libro no es nada fácil de seguir, especialmente para cualquiera no familiarizado con El Capital . Al mismo tiempo, sin duda, la contribución de Rosa Luxemburg -estemos o no de acuerdo con ella- es una de las más, si no la más importante y original contribución de la doctrina económica marxista desde El Capital. Seguir leyendo Capítulo 8: La acumulación de capital

Capítulo 7: La crítica de Rosa Luxemburg a los bolcheviques en el poder

Capítulo 6 | Capítulo 8

Durante septiembre y octubre de 1918, mientras estaba en la prisión de Breslau, Rosa escribió un folleto sobre la Revolución Rusa. Utilizó como base no sólo la prensa alemana sino también la rusa del momento, que sus amigos introducían en su celda de contrabando. Nunca terminó ni pulió el trabajo, ya que el comienzo de la revolución alemana le abrió las puertas de la prisión.

La primera edición del folleto fue publicada después de la muerte de Rosa, en 1922, por su camarada en armas Paul Levi. Está edición no era completa, y en 1928 se publicó una nueva, sobre la base de un manuscrito recientemente encontrado. Seguir leyendo Capítulo 7: La crítica de Rosa Luxemburg a los bolcheviques en el poder

Capítulo 6: Rosa Luxemburg y la cuestión nacional

Capítulo 5 | Capítulo 7

Marx y Engels en la cuestión nacional

Rosa Luxemburg, como líder de un partido de trabajadores en Polonia, un país dividido entre tres imperios -Rusia, Alemania y Austria- debía tomar, necesariamente, una posición con respecto a la cuestión nacional. Rosa adhirió a esta posición, desde su formulación en 1896, en su primer trabajo de investigación científica, Desarrollo industrial de Polonia , hasta el fin de su vida y a pesar de los agudos conflictos con Lenin sobre esta cuestión. Seguir leyendo Capítulo 6: Rosa Luxemburg y la cuestión nacional

Capítulo 5: Partido y clase

Capítulo 4Capítulo 6

El hombre hace la historia

Rosa ha sido acusada de materialismo mecanicista, una concepción del desarrollo histórico en el que las fuerzas económicas objetivas son independientes de la voluntad del hombre. Tal acusación es totalmente infundada. Han sido muy pocos los grandes marxistas que han puesto mayor énfasis que Rosa en la actividad del hombre como factor determinante del destino de la humanidad. Rosa escribió:

“Los hombres no hacen su historia libremente. Pero la hacen ellos mismos. El proletariado depende en su acción del grado de madurez correspondiente al desarrollo social, pero el desarrollo social no se produce al margen del proletariado, es en igual medida tanto su motor y causa, su producto y su resultado. Su propia acción es parte codeterminante de la historia. Y si bien no podemos saltar por encima de ese desarrollo histórico más que lo que cualquier hombre puede pasar por encima de su propia sombra, podemos acelerarlo o retardarlo… La victoria del proletariado socialista… es resultado de ineluctables leyes de la historia, de millares de escalones de una evolución anterior penosa y demasiado lenta. Pero nunca podrá ser llevado a cabo si, de todo ese substrato de condiciones materiales acumuladas por la evolución, no salta la chispa incandescente de la voluntad consciente de la gran masa del pueblo.” ( FJ pp19-20). Seguir leyendo Capítulo 5: Partido y clase

Capítulo 4: La lucha contra el imperialismo y la guerra

Capítulo 3 | Capítulo 5

Aumento de la marea proimperialista en el movimiento obrero

Durante las dos décadas que precedieron al estallido de la Primera Guerra Mundial, el apoyo al imperialismo fue desarrollándose lentamente dentro de la Internacional Socialista.

El Congreso de Stuttgart de la Internacional de 1907 lo mostró claramente. La cuestión colonial se tuvo en cuenta porque en ese momento el empuje de un número de fuerzas imperialistas en África y Asia se estaba volviendo feroz. Los partidos socialistas protestaron contra la rapacidad de sus propios gobiernos, pero como demostró la discusión en dicho Congreso, una posición anticolonialista consistente estaba lejos del pensamiento de muchos de los líderes de la Internacional. El Congreso designó una Comisión de Colonias, cuya mayoría presentó un informe señalando que el colonialismo tenía algunos aspectos positivos. Su proyecto de resolución señalaba: “[El Congreso] no rechaza por principio y para siempre toda política colonial”. Los socialistas deberían condenar los excesos del colonialismo, pero no renunciarlo totalmente. En su lugar, “deben abogar por reformas, mejorar la suerte de los nativos… y educarlos para la independencia por todos los medios posibles. Seguir leyendo Capítulo 4: La lucha contra el imperialismo y la guerra